• La tortuga. El extremo aislamiento de las islas Galápagos como resultado el desarrollo de una variedad de especies El amigo, al verlos, corrió rápidamente a buscar remedios para el hombre. Un día decidió ir a cazar; cuando estaba caminando vio en la orilla de una hermosa laguna a un feroz tigre, el cual se quería comer a una tortuga. La tortuga estaba muy lastimada, y el hombre la lleva arrastrándola hacia su refugio pues la tortuga era gigante. Llegó un día que la tortuga no pudo más. Lo sentimos, tu blog no puede compartir entradas por correo electrónico. La Tortuga Gigante es un cuento infantil de Horacio Quiroga del libro “Cuentos de la Selva” publicado en 1918. No obstante su casa era muy pequeña así que el director del Zoológico se comprometió a tenerla en el Jardín, y a cuidarla como si fuera su propia hija. El tigre ve al hombre y salta hacia él, sin embargo el hombre reacciona rápido, apunta al tigre entre los ojos y lo mata. El ratón le indicó que la luz que se veía cercana era Buenos Aires. Al saber esto la tortuga se animó, ya que sabía que podía salvar al hombre. ​ Quiroga escribe y recopila varios cuentos infantiles ambientados en la selva, ya que la propia selva forma parte de la vida del autor cuando este viaja junto al poeta argentino Leopoldo Lugones hasta el Alto Paraná, y es allí donde su experiencia vital lo lleva a escribir sobre ese lugar que siempre formará parte de su vida. ¡Comprueba tus direcciones de correo electrónico! • El ratón Recibir un correo electrónico con cada nueva entrada. El hombre continuó su vida visitándola todos los días. Pero un día se enfermo muy grave,y los médicos le dijeron que solamente yendose al campo se curaría. (1879-1937) LA TORTUGA GIGANTE (Cuentos de la selva, 1918)Había una vez un hombre que vivía en Buenos Aires, y estaba muy contento porque era un hombre sano y trabajador. Esta página se editó por última vez el 23 nov 2020 a las 19:40. Luego de dos días el hombre mejoró del todo. La tortuga caminó día y noche con el hombre moribundo; cada ocho o diez horas la tortuga paraba para darle de tomar y de comer al hombre, y de paso, comía ella. © 2009 - 2020. Su fiebre aumentó y llegó a tal punto de quedar sin conocimiento. Un ratón que pasaba por allí y los vio, y le preguntó a la tortuga qué sucedía. Había un hombre que vivía comodamente en buenos aires, tenía bajo su cuidado a sus hermanos menores. La tortuga quedó en el zoológico y el hombre la visitaba todos los días. Pero un día se enfermó, y los médicos le dijeron que solamente yéndose al campo podría curarse. Cada mañana la tortuga buscaba raíces y agua para que el hombre no muriera de hambre ni de sed. Este sitio usa Akismet para reducir el spam. https://es.wikipedia.org/w/index.php?title=La_tortuga_gigante&oldid=131159723, Licencia Creative Commons Atribución Compartir Igual 3.0, El hombre: Persona enferma, además de ser trabajador y dedicado, La tortuga: Alta como una silla y pesada como un hombre amable y cariñosa. Blogistar.com. El tigre vio al hombre y saltó hacía el, pero el hombre reaccionó rápido, le apuntó entre los ojos y lo mató. Así estuvieron semanas, cada vez estaban más cerca de Buenos Aires, pero cada día que pasaba la tortuga se debilitaba más. El hombre nunca se dio cuenta de que se alejó del monte en el que estaba. La Tortuga Gigante es un cuento infantil de Horacio Quiroga del libro “Cuentos de la Selva” publicado en 1918. • El amigo El hombre comía y bebía sin darse cuenta de quién lo ayudaba porque tenía delirio con la fiebre. Este la vio y corrió rápidamente a buscar remedios para el hombre. El gran escritor uruguayo relata la historia de un hombre se interna en la selva para curarse de una enfermedad, conectándose con la naturaleza y el lado más salvaje de la misma. Ana Alcolea, ed. Un ratón que pasaba por allí les vio y le preguntó a la tortuga que estaba pasando, ella le contestó que llevaba al hombre a Buenos Aires, pero que ya estaba rendida, no podía mucho más. La tortuga escuchó y decidió llevarlo a Buenos Aires, ya que entendió que estando allí no sobreviviría. Luego de un tiempo, el hombre comenzó a recuperar la fuerza y el hambre y decide ir a cazar. Tras ello, el hombre ve a la tortuga y le dan muchas ganas de comérsela, pero tuvo piedad y no lo hizo. Alfonso Ugarte: Biografía Resumen, El Morro de Arica, ¿Cómo Murió? Cada vez más la tortuga se iba debilitando hasta que se rindió, decidió cerrar los ojos y morir con el hombre, sin darse cuenta que ya estaba muy cerca de Buenos Aires. La entrada no fue enviada. Transcurrido un tiempo, el hombre recupera el conocimiento, se da cuenta que estaba solo y cree que moriría allí, así que la tortuga decide llevarlo a Buenos Aires al ver que en el monte no sobreviviría. Ella contestó que llevaba al hombre hacia Buenos aires, pero que ya estaba rendida. Se te ha enviado una contraseña por correo electrónico. Un día el hombre cayó enfermo, los médicos le dijeron que la única manera de curarse era ir al vivir al campo. Del libro "Cuentos de la selva" Había una vez un hombre que vivía en Buenos Aires y estaba muy contento porque era un hombre sano y trabajador. • El hombre La tortuga caminó día y noche durante semanas con el hombre moribundo. Pasaron un par de días, y el hombre sanó.